Vainilla: México

From www.entrepreneurstoolkit.org

Jump to: navigation, search

<googlemap version="0.9" lat="20.96144" lon="-101.425781" type="map" zoom="3" width="200" height="200" selector="no" controls="small"> </googlemap> En México se produce vainilla (Vanilla planifolia) de la variedad llamada ‘mansa’, en Veracruz (70%), Oaxaca (15%), Puebla (1%), y marginalmente en San Luis Potosí, Chiapas, Tabasco y Quintana Roo.

Se calcula que hay cerca de 3500 productores con una superficie promedio de 1 ha por productor. La producción en el cultivo tradicional es aproximadamente 200 kg de vainilla verde/ha (que generan 40 kg de vainilla beneficiada), mientras que los sistemas más tecnificados tienen una productividad de hasta 1 tonelada de vainilla verde/ha.


Contents

Precio

En 2005 México produjo 189 toneladas (t). Ese mismo año el precio medio rural fue de $80 el kilo de vainilla verde, aunque otras fuentes de la Secretaría de Desarrollo Rural del estado de Veracruz señalan $50 y $40.

Sin embargo, una vez beneficiada la vainilla (fermentada, secada y aplanada), el precio varía significativamente de acuerdo con el tamaño de las vainas, su contenido de vainillina y la ausencia de defectos, principalmente. Por ejemplo, en venta final al consumidor una vaina de 18-20 cm cuesta 2.28 USD; la de 15-18 cm cuesta 1.14 USD. Las evidencias señalan que el productor no se beneficia de esta clasificación, ya que éste sólo vende la vainilla verde por kilo a intermediarios o a las empresas beneficiadoras, y dicha clasificación se presenta sólo después del beneficiado.

La relación entre calidad y precio se observa también en el mercado internacional. Por ser México centro de origen de esta especie localmente hay percepción positiva de la vainilla y se asume que su calidad es superior a la de otros países. En 2007 la vainilla mexicana se ubica en 113 USD el kilo. Esto muestra que hay calidad y prestigio en lo general respecto a la vainilla en vaina: tiene buena aceptación y buen precio. Sin embargo, se tiene poca confianza en los extractos de vainilla mexicanos por parte de consumidores. Los extractos de productos naturales cuyas concentraciones en la presentación al consumidor no son claras favorecen la existencia de asimetrías de información en el mercado e introducen una distorsión en términos de percepción de valor de los mismos.


Mercado mundial de vainilla organica

En 2006 EUA importó unas 253 t, 217 (86%) de Madagascar (primer productor mundial que define los precios) y el resto de distintos países de Asia y África. En Europa los principales importadores son Francia y Alemania. Francia se abastece principalmente de sus propios territorios en regiones tropicales (p.ej. la isla de la Reunión). En cuanto a la producción orgánica, Madagascar produjo 8 t en 1999 y 15 t en 2000, lo que sugiere que se trata de un sector en crecimiento. Además, el mercado mundial de vainilla orgánica es de entre 10 y 20 toneladas, es decir, cerca del 1% del mercado mundial de este producto.

En México cerca del 14.5% de la superficie es orgánica, un porcentaje que no es despreciable y sugiere que existen capacidades organizativas para la certificación de la producción.

A finales de 2003, por causa de la destrucción de los plantíos de Madagascar a causa de una serie de ciclones, el precio de la vainilla alcanzó los 600 USD, en comparación con 50 USD en 1999. Más adelante habría de disminuir, ubicándose en 2004 en cerca de 70 USD. Es difícil saber si los precios se mantendrán en ese nivel, pero la crisis de Madagascar ha entusiasmado a los productores de México para aumentar el número de plantaciones y su productividad (algunas evidencias indican que hay políticas públicas promoviendo la intensificación). Es decir, hay un incentivo actual para la introducción de sistemas intensivos sin tutores vivos o sombra diversa, reforzado por la cadena de producción en la que el productor sólo obtiene mayores ganancias si aumenta el volumen de su producción.


Ecosistemas y recursos genéticos

El mayor impacto ambiental asociado a este recurso es el uso de suelo en un ambiente de vegetación tropical húmeda que ya ha sido transformado a usos agropecuarios. Se está promoviendo oficialmente la intensificación del cultivo a una densidad de 2500 plantas/ha. Cabe mencionar que los certificadores de vainilla orgánica solicitan entre 400 y 800 plantas por ha (p.ej. Naturland), y otros hasta 1000 plantas (p.ej. Rainforest Vanilla). La alta densidad del cultivo está directamente asociada a la incidencia de enfermedades, principalmente hongos e insectos, ya que la vainilla es muy sensible a la ventilación y humedad ambiental. Esto lleva en sistemas intensificados a una aplicación mayor de pesticidas. Existen pesticidas naturales pero sólo son fomentados por los certificadores orgánicos.

Los recursos genéticos silvestres de México son relevantes a nivel global, ya que hay muy poca variación genética en los cultivos del mundo. Aunque México es centro de origen de V. planifolia la información es poca y difusa sobre las poblaciones silvestres. En la Chinantla en Oaxaca, segundo productor de México, se han reportado cinco o seis variedades silvestres. Por razones obvias estos recursos estarían asociados a los cultivos de sombra diversificada. En cuanto a otros cultivares, en Veracruz había por lo menos 3 variedades además de la ‘mansa’ pero al parecer se ha perdido conocimiento acerca de ellas y su cultivo.

A nivel global, se está estableciendo un banco de germoplasma en la isla de la Reunión por iniciativa del Centro de Cooperación Internacional en Investigación Agronómica para el Desarrollo (CIRAD, Francia). Existen híbridos disponibles comercialmente de mayor resistencia a enfermedades o con mayor contenido de vainillina.


Soluciones/Incentivos

La competencia con los grandes productores mundiales en términos de volumen ofrece pocas posibilidades para los pequeños productores en sistemas diversificados, ya que el volumen producido en México es cercano al 10% de lo que producen Madagascar o Indonesia. Por tanto, un enfoque en calidad y no en cantidad permitiría una mayor competitividad. La producción mexicana podría ser un porcentaje mayor de las importaciones de EUA y Canadá que son mercados con capacidad para absorber mayor volumen. Es decir, los mercados de Norteamérica pueden ser importantes para la conservación si se pueden diferenciar las vainillas derivadas de sistemas diversos.

Esto requiere crear un ambiente de competencia leal donde la diferenciación permita a los productores que trabajan en ecosistemas tropicales y realizan actividades de conservación aspirar a un reconocimiento de sus valores en el mercado sin incurrir en costos altos de transacción por la certificación.

En sistemas no tecnificados el emplazamiento del cultivo en zonas de vegetación secundaria como sistema agroforestal aporta una mejor ventilación y humedad relativa que son importantes para la calidad de los frutos así como para disminuir la incidencia de enfermedades. Un mejor control del número de frutos por planta gracias a la polinización manual puede también producir frutos más grandes mejor valuados. Sin embargo, la diferencia en el precio dependerá de la capacitación en el beneficiado, por lo que ésta es una de las precondiciones que tienen que cumplir adecuadamente los pequeños productores para poder acceder a un mayor valor por su producción. Las alianzas o empresas integradoras donde se realice el beneficiado del producto de diversas organizaciones es una alternativa interesante y con mayor eficiencia financiera. La manera en que se promueva y/o establezcan éstas es clave para que exista legitimidad en los procesos de apropiación de valor a lo largo de las cadenas y los productores vean en los intermediarios aliados y no enemigos a vencer.


En el Estado de Veracruz se ha solicitado la Denominación de Origen Vainilla de Papantla y este proceso podría aportar masa crítica de productores para la diferenciación debida a prácticas de conservación.


Comercializacion

Las sistemas organicas suelen generar un menor volumen de producción y requerir mayor cantidad de trabajo. Estas condiciones provocan que estos productores sean incapaces de competir en mercados globales de carácter genérico (vainilla, cacao y miel). Los mercados de nicho (orgánicos, especialidades) para este tipo de productos son entonces importantes para comercializar pequeños volúmenes a precios que reconozcan estas diferencias.

La experiencia adquirida con el cafe podría ser capitalizada y aprovechar la oportunidad de expandir esquemas de certificación que promuevan la conservación de ecosistemas tropicales terrestres en rangos altitudinales en donde el café no es una opción.

El tema del etiquetado informativo acerca de los contenidos reales de un producto es importante en sí mismo para crear un ambiente sano de competencia en el mercado. Revisar con detalle las normas de etiquetado para estos productos en los 3 países y en caso de haber inconsistencias o ausencias que favorezcan la competencia desleal promover la mejora normativa que permita reducir asimetrías de información en el mercado y favorecer condiciones leales de competencia.


Véase también

Cacao en Mexico

Mieles de Mexico